Skip to main content

EE.UU. y sus aliados lanzan una advertencia a los hutíes: detengan los ataques contra el transporte marítimo o de lo contrario

La clave:

  • En una declaración conjunta emitida por la Casa Blanca, los gobiernos de Estados Unidos, Australia, Bahréin, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Alemania, Italia, Japón, Países Bajos, Nueva Zelanda y el Reino Unido han pedido el fin inmediato de los ataques ilegales contra el transporte marítimo internacional por parte de los hutíes respaldados por Irán.

“Los hutíes asumirán la responsabilidad de las consecuencias si continúan amenazando vidas, la economía global y el libre flujo de comercio en las vías fluviales críticas de la región”, advierte el comunicado.

La declaración conjunta se produce después de que los hutíes con sede en Yemen, conocidos oficialmente como Ansar Allah, hayan llevado a cabo 24 ataques ilegales con misiles y drones contra el transporte marítimo internacional desde el secuestro el 19 de noviembre del M/V Galaxy Leader, que siguen reteniendo en aguas yemeníes junto con su tripulación civil.

En respuesta, Estados Unidos estableció en diciembre la Operación Guardián de la Prosperidad, descrita como una “coalición defensiva” diseñada para tranquilizar a los buques y marineros de todo el mundo y proteger la libertad de navegación a través del Mar Rojo y el Golfo de Adén. A pesar de los éxitos de la coalición en el derribo de misiles balísticos antibuque, los hutíes han seguido lanzando ataques desde Yemen, incluido un ataque con misiles y un presunto intento de secuestro de un portacontenedores de Maersk durante el fin de semana y el último ataque contra un portacontenedores CMA CGM el martes.

La declaración conjunta completa se publica a continuación:

Reconociendo el amplio consenso expresado por 44 países de todo el mundo el 19 de diciembre de 2023, así como la declaración del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas del 1 de diciembre de 2023, en la que se condenan los ataques hutíes contra buques comerciales que transitan por el Mar Rojo, y a la luz de los ataques en curso, incluida una escalada significativa durante la última semana contra buques comerciales, con misiles, pequeñas embarcaciones e intentos de secuestro,

por la presente reiteramos lo siguiente y advertimos a los hutíes contra nuevos ataques:

Los continuos ataques hutíes en el Mar Rojo son ilegales, inaceptables y profundamente desestabilizadores. No hay justificación legal para atacar intencionadamente buques civiles y buques de guerra. Los ataques contra buques, incluidos los buques comerciales, que utilizan vehículos aéreos no tripulados, pequeñas embarcaciones y misiles, incluido el primer uso de misiles balísticos antibuque contra dichos buques, son una amenaza directa a la libertad de navegación que sirve de base para el comercio mundial en una de las vías fluviales más críticas del mundo.

Estos ataques amenazan vidas inocentes en todo el mundo y constituyen un importante problema internacional que exige una acción colectiva. Casi el 15 por ciento del comercio marítimo mundial pasa por el Mar Rojo, incluido el 8 por ciento del comercio mundial de granos, el 12 por ciento del petróleo comercializado por mar y el 8 por ciento del comercio mundial de gas natural licuado. Las compañías navieras internacionales continúan desviando sus buques alrededor del Cabo de Buena Esperanza, lo que agrega costos significativos y semanas de retraso a la entrega de mercancías y, en última instancia, pone en peligro el movimiento de alimentos, combustible y asistencia humanitaria críticos en todo el mundo.

Que nuestro mensaje sea claro: pedimos el fin inmediato de estos ataques ilegales y la liberación de los buques y tripulaciones detenidos ilegalmente. Los hutíes asumirán la responsabilidad de las consecuencias si continúan amenazando vidas, la economía global y el libre flujo de comercio en las vías fluviales críticas de la región. Seguimos comprometidos con el orden internacional basado en normas y estamos decididos a hacer rendir cuentas a los actores malignos por las incautaciones y los ataques ilícitos. FIN

A continuación se muestra una declaración conjunta del Consejo Mundial de Transporte Marítimo, la Cámara Naviera Internacional y BIMCO:

El Consejo Mundial de Transporte Marítimo, la Cámara Naviera Internacional y BIMCO expresaron hoy su agradecimiento a las 12 naciones que han condenado conjuntamente los continuos ataques ilegales contra buques en el Mar Rojo y la detención ilegal de buques y tripulaciones allí.

Como han declarado los gobiernos de Estados Unidos, Australia, Bahréin, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Alemania, Italia, Japón, Países Bajos, Nueva Zelanda y el Reino Unido, estos ataques son inaceptables, ilegales y amenazan directamente la libertad de navegación que es fundamental para el comercio mundial. En nombre de nuestros miembros y de su gente de mar y de sus clientes en todo el mundo, las organizaciones agradecen a estas 12 naciones su firme compromiso con la defensa del orden internacional basado en normas y con la rendición de cuentas de los actores malignos por las incautaciones y ataques ilegales.

Las asociaciones navieras hacen un llamamiento a todas las naciones y organizaciones internacionales para que protejan a la gente de mar, el comercio internacional en el Mar Rojo y apoyen el bienestar de los bienes comunes mundiales ejerciendo toda la presión sobre los agresores para que estos ataques intolerables cesen con efecto inmediato.

 

Fuente: Mike Schuler/ g Captain

Foto: quick-ps-unsplash

Related News

Colapso en la cadena de suministros de polímeros

La crisis de suministro empeora en Europa, pero se alivia en USA